martes, 9 de diciembre de 2008

La bofetada


UN juzgado de lo Penal de Jaén ha condenado a una madre a 45 días de prisión y le ha prohibido acercarse a su hijo durante más de un año, después de que le agarrara del cuello y le diera un bofetón que hizo que se golpeara con el lavabo y sangrara por la nariz. La bronca empezó cuando la madre le recriminó que no hubiera hecho los deberes y el crío de diez años, "de carácter difícil y desobediente", le lanzó una zapatilla y se encerró en el baño.

Aunque hay quien duda de que la sentencia sea una condena para la madre (estar una año lejos de semejante fiera puede ser muy reconfortante) parece claro que la decisión judicial no contribuye a normalizar las relaciones familiares. Los tremendistas ya ven un país colonizado por pequeños dictadores que le gritan a su padre:

-¡O me compras la Play o te denuncio por malos tratos!

-Pero, hijo, que tengo que pagar la hipoteca".

-¡Pues roba, so mamón, pero yo quiero esa videoconsola ya!

No creo que lleguemos a tanto, pero la sentencia ha reavivado el eterno debate entre quienes creen que la torta y el coscorrón deberían ser una asignatura más de todo sistema educativo que se precie, y esos otros que los consideran un delito al que debe aplicársele la doctrina Parot: "Más vale un bofetón a tiempo que un hijo yonqui", dicen unos. "Pegar a un niño es enseñarle a actuar violentamente y demostrarle que dialogando no siempre se llega a donde se quiere llegar", contestan los otros. Es posible que los dos tengan razón.

La solución podría estar en un término medio alejado de los juzgados. Serenarnos, respirar profundamente, darle todos los argumentos y si esto no funciona, contar hasta 20 antes de actuar: 1, 9, 14 y 20, ¡plaf!

jrodriguez@deia.com

2 comentarios :

xabimen dijo...

Yo no pienso que una manera de educar a un hijo sea dandole bofetadas y si te tira una zapatilla es porque le has educado mal. Pero por una bofetada mandar a la carcel a una madre me parece que no tiene ni piés ni cabeza.
Tampoco me agais mucho caso que tengo 15 años y todavia estoy lejos de educar un hijo pero es mi opinion.

Anónimo dijo...

esos jueces ¿tienen hijos? jamas han pegado una bofetada a un hijo ?? quien este libre de pecado que esconda la mano ,por cierto yo tengo 2 uno de 12 y otra de 9 jamas les he hecho nada ,arrestosi pero mi mujer antes bueno alguna pero ya hace que desde que le dije !tu mama te pegaba! no pues asi no sacas nada ha tengo 52 años