jueves, 19 de noviembre de 2009

Historia mínima: la madre sorda y ciega

Dos catalanes se encuentran en la calle.

Uno de ellos iba caminando con su anciana madre. Y el otro le dice:

-¡Hombre, Robert, cuánto tiempo! ¿Qué es de tu vida?

-Pues... aquí estoy con mi madre, la pobre se ha quedado sorda y ciega.

- ¡Joder! ¡Qué putada! ¿Y... la llevas ahora al médico?

-No, no, voy a que le corten la luz y el teléfono.

No hay comentarios :