jueves, 30 de septiembre de 2010

El secreto de las maestras



Un doctor salió a caminar una mañana y vio a la viejita de la foto, sentada en la banqueta fumando un cigarro; se le acercó y le preguntó:
"No pude evitar ver lo feliz que se ve, ¿cuál es su secreto?". Ella le respondió: "Soy Maestra, me duermo a las 2 de la mañana diseñando situaciones didácticas y haciendo programaciones, me levanto a las 6 de la mañana para llegar a tiempo al trabajo. No hago deporte, no me divierto ni tengo vida social, todo el fin de semana trabajo revisando nuevas estrategias de aprendizaje para mis alumnos, evaluaciones y elaborando material didáctico si es lunes festivo también, no desayuno, no almuerzo y tampoco ceno porque no me queda tiempo. Tengo constante estrés a causa de las reformas curriculares, fechas de entrega de documentación, y visitas del inspector. El doctor le contestó:
“Eso es extraordinario, ¿cuántos años tiene?”
34, le respondió la viejita...

3 comentarios :

Gary Rivera dijo...

jajajaja que cruel! he recordado a mi profesora de geografia! tan viejita ella que llegaba al salon siempre tar de lo lento que caminaba!

Amylois dijo...

Que gran blog!!!!!!!!!! jajajaja

Anónimo dijo...

Así es la vida real de los afortunad@s con trabajo, en esta tarde me lo ha estado diciendo una persona, que el contrato indefinido sustituyó a la esclavitud. Para subirse a esa noria hay que ser esclavo con horario partido, las migajas del día para ti, eso en cuestión de tiempo, y en cuestión de plata por 800 euros hay un esclavo que con su trabajo produce 800 x X = 800 a la n potencia, pero que el que le paga a lo mejor no sabe gestionar, y hace cosas como gastar más dinero en packaging y material promocional de pijadas que en acciones de fundamento. Claro que el esclavo tampoco sabe o no quiere saber, y quizá prefiere lo malo conocido en lugar de lo bueno por conocer